EDUARDO LOZANO (1967) / LA PLÁSTICA QUE ME VOY ENCONTRANDO

edu Conocí el otro día al artista cubano EDUARDO LOZANO y hablamos un poco sobre su obra, muy anclada en la tierra que divisó desde su inicio y que al mismo tiempo fue la nutriente de su desarrollo artístico. Por eso, cuando en ese autorretrato se percibe su temor y desconfianza, también se va mostrando la exteriorización y desnudez de lo que se ajusta a su opción de lo allí vivido.
eduar
Y es cierto que no cae en lo manido y tópico de la geografía cubana, sino en una concepción más singular que la sintetiza y la envuelve dentro de una sensación plástica que quiere ser la propia. Porque su sentido cromático juega dentro de distintas hechuras y de otros posos.
eduar1
A Eduardo quizás le quede mucho por emprender en este viaje, pero eso es una suerte y no una maldición, pues será entonces cuando dé la medida exacta de su definición y hondura.
eduardo_peq
en el invierno
abandonad los largos corredores, y vuestros pasos
que heredaron en vano el silencio
vuestros pasos
ya no existen en el tercer tramo
si abrazamos un cadáver
(Leopoldo María Panero)

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s